Descubre productos con nosotros

Seguros de coche online

¿Qué es un seguro de coche?

El seguro es un contrato por el que una parte, el asegurador, se compromete a indemnizar a la otra parte, el asegurado, por las pérdidas o daños derivados de un acontecimiento incierto, a cambio del pago de una prima, dentro de los límites acordados y especificados mediante una póliza.

Una de las primeras cosas en las que uno piensa al comprar un coche es en contratar el seguro. No sólo por la tranquilidad, sino también porque todos los coches cuyo estacionamiento habitual está en España tienen la obligación de estar asegurados. Como nos cuentan desde Pléyade el seguro más básico y obligatorio para todos los coches dados de alta en DGT es el seguro de responsabilidad civil, que cubre solamente daños causados a terceros.

Aunque no utilices tu coche con frecuencia o nunca, si no lo tienes dado de baja en tráfico, es muy importante que tengas contratado un seguro de coche para estar cubierto en caso de siniestro, como puede ser un robo o un incendio. Los seguros de coche online son una buena elección para revisar las primas desde tu ordenador o móvil. De no ser así, al ser el propietario del vehículo, la responsabilidad de cualquier daño acontecido será tuya.

¿Qué es una póliza de seguro de coche?

Un contrato de seguro es un acuerdo legal entre el asegurado y la compañía de seguros que establece los derechos y obligaciones de ambas partes.

Ten en cuenta que si quieres cancelar una póliza de seguro tienes que avisar a tu compañía de seguros con un mes antelación de que no la vas a renovar, lo cual es legal en España, de lo contrario la renovarán automáticamente.

Las pólizas de seguro españolas se pueden transferir a otro vehículo y no se obtiene un reembolso por una póliza cancelada. Tampoco se pueden pagar las pólizas (por norma general) en cuotas mensuales. Ocasionalmente en dos pagos de seis meses con una pequeña cantidad de interés añadido, pero lo normal es pagar la cuota anual de tu seguro.

Tipos de seguro

Cuando quieras contratar un seguro de coche, recuerda aplicar las mismas reglas que en cualquier compra, incluyendo el sentido común.  Sigue la regla: si parece demasiado bueno para ser verdad, ¡no suele serlo!  Después de la casa, el coche es probablemente el artículo más caro que posees, por lo que es importante asegurarte de que tienes la cobertura correcta.

Seguro a terceros

Como ya hemos mencionado antes, el seguro a terceros es el seguro que al menos tiene que tener tu coche para poder estacionar y circular por España. Este seguro normalmente incluye la cobertura básica, como es Responsabilidad civil, que cubre daños a terceros en el caso de algún accidente. En este tipo de seguro, la aseguradora responde ante terceros de los daños materiales y personales que podamos causar a otro vehículo y a sus ocupantes.

Incluye los daños causados a terceros y las siguientes coberturas:

  • Responsabilidad Civil Obligatoria y Voluntaria
  • Defensa Jurídica y Reclamación de Daños
  • Asistencia en Carretera
  • Asistencia Jurídica (Tramitación de Multas)
  • Accidentes Personales

Estas coberturas pueden variar según qué compañía y además nos podemos encontrar con varias modalidades. Lo habitual es que los seguros más baratos tienen menos coberturas.

Seguro a terceros ampliado

En el caso de ampliar la cobertura del seguro a terceros podemos contar con más cosas. El seguro de terceros ampliado cubre todos los requisitos del seguro de responsabilidad civil básico, como la responsabilidad civil, la asistencia en viaje o la protección jurídica, pero también incluye una cobertura adicional para daños mayores como el robo, el incendio o la rotura de cristales.

  • Lunas e incendios: Incluye las coberturas anteriores, más la de incendio del vehículo y rotura de lunas.
  • Robo e incendio: Incluye las coberturas anteriores, más la cobertura de robo del vehículo.

 

Seguro a todo riesgo

El seguro a todo riesgo, por definición, cubre los daños propios, pero suele incluir también la responsabilidad civil voluntaria, la rotura de lunas, el robo o incendio del vehículo, la asistencia en carretera, la protección jurídica, las multas, la retirada del carné, las indemnizaciones y el vehículo de sustitución.

Antes de firmar con la aseguradora infórmate bien de la cobertura del seguro, y hechos que no están cubiertos, como puede ser un siniestro ocasionado por un conductor menor de 25 años o de un conductor con un permiso de conducir desde hace menos de dos años.

Seguro a todo riesgo sin franquicia

Da la totalidad de las coberturas y servicios de la póliza.

Seguro a todo riesgo con franquicia

Ofrece la totalidad de las coberturas y servicios de la póliza.

Si has elegido esta modalidad, ten en cuenta que el valor de la franquicia se deducirá de cada siniestro para la cobertura de daños propios y/o robo. En función de la franquicia elegida, obtendrás un descuento en el precio del seguro. Cuanto mayor sea la franquicia, mayor será el descuento.

Si el coche es nuevo o bastante nuevo, probablemente consideramos como la mejor opción un seguro a todo riesgo, que tenga un paquete completo de protecciones. El seguro de coche a todo riesgo en España te ofrece una mayor tranquilidad a la hora de conducir tu vehículo. Este tipo de póliza de seguro cubre las obligaciones a terceros y también protege tu vehículo, incluso cuando el incidente es tu culpa. Las pólizas de seguro a todo riesgo también incluyen la cobertura de incendio y robo.

A todo riesgo con o sin franquicia

Con un seguro de coche a todo riesgo en España hay muchas opciones. Por ejemplo, puedes elegir el seguro a todo riesgo con la franquicia. La franquicia es la cantidad que aceptas pagar por los daños causados a tu vehículo si el incidente es culpa tuya o la persona que daña su coche es desconocida (vandalismo por ejemplo).

Por ejemplo, si chocas con la parte trasera de otro vehículo, es casi seguro que se considerará tu culpa. Con una póliza a todo riesgo en España la aseguradora paga la reparación del vehículo de la otra parte. También pagarán los daños de tu coche con el coste de las reparaciones del vehículo. Tú sólo serás responsable del importe de la franquicia.

Un seguro de coche o de cualquier otro vehículo no es solo una obligación, sino que también te puede dar cierta tranquilidad a la hora de conducir o dejar el coche a alguien ya que sabes que tu seguro te cubre la espalda. Pero lo importante es informarte bien antes de contratar nada, ya que muchas compañías a pesar de ofrecerte un seguro muy barato, no siempre tienen las mismas coberturas que aseguradoras que tienen un coste superior.

Descubre los mejores descuentos

Muchos establecemos con nuestro vehículo un vínculo muy estrecho. Estos son algunos de los mejores artículos para mantener el coche clásico con el mejor aspecto y funcionamiento, a la vez que te facilitan la vida.

Artículos por debajo de su precio actualizados a diario.

Accesorios para coches
Ok, lo quieroDescubre más

¡No olvides revisarlos!

Te puede interesar